was successfully added to your cart.

Yendo más allá del miedo

By 15 Julio, 2015Artículos

Siempre he sido una persona que logra más de lo esperado, poniendo todo mi corazón en lo que hago; pero, durante la mayor parte de mi vida me pareció que no era suficiente. Me sentía insatisfecha conmigo misma, siempre estaba esperando algo más. Incapaz de apreciar completamente las cosas que había alcanzado, estaba enfocada incesantemente en lo que me faltaba.

De hecho, aunque aparentaba ser una mujer poderosa, exitosa y segura, en lo profundo siempre dudaba de mí. Me criticaba constantemente, y a pesar de no ser consciente de esto, debajo de mi personalidad en apariencia tan segura de mí misma, yacía un miedo enorme. Hasta cierto punto, todos experimentamos esta desilusión de nosotros mismos. Sin importar el lugar del planeta en que estemos, podemos sentir este descontento, aunque culpemos de nuestro tormento interno a nuestra ubicación o nuestras circunstancias. Puede suceder en las grandes ciudades, a pesar de las constantes distracciones de nuestro mundo automatizado y de la presencia de una creciente población en las metrópolis. Las personas mueren de depresión profunda y soledad hasta en el mismo corazón de lugares como Manhattan o Buenos Aires. Y también puede suceder en el campo, a aquellos que solamente están rodeados por el mundo natural y por las personas que aman.

La gran aventura comienza cuando aprendemos a abrazar el momento presente a cortar la rama de los hábitos del pasado, basados en el miedo, para que así podamos encontrar nuestras alas y sentir la gloria del vuelo.

Cuando estás presente en el momento, las proyecciones y miedos que nublan tu ventana de la percepción comienzan a disolverse. Empiezas a ver con nuevos ojos. Encontrarás que todas las áreas de tu vida se beneficiarán si comienzas a cultivar este espacio interno.

La mente siempre está llevándonos de pasado a futuro, recordando algún evento y con temor intentando prevenir que no vuelva a suceder. Hacemos un proyecto y todos los pensamientos vertiginosamente se mueven para encontrar el éxito de algo, la salida, la solución, expectativas y temores se mueven sin cesar. El estar presentes nos lleva a enfocarnos y utilizar todo el potencial disponible. Pero, ¿Cómo podemos enfocarnos en nuestras metas sin irnos hacia el futuro? Pero vivir en el momento no significa que no planeemos nuestras vidas; simplemente significa que soltamos las inquietudes y preocupaciones que nos impiden abrir nuestras alas y descubrir la libertad del vuelo.

Normalmente las limitaciones de la mente nos impiden lograr nuestros sueños. Pero cuando renunciamos a nuestros patrones de pensamientos basados en miedo, nuestros sueños espontáneamente se transforman en nuestra realidad.

Cuanto más nos enfoquemos estar en el momento presente más podremos sacudir las bases de nuestros miedos subconscientes. Luego todo el edificio de la auto-desconfianza y separación se desarmará y en su lugar, se enarbolará una estructura de fluidez, confianza, dicha, amor y paz. Podemos intentar abrazar el momento presente y así, ya no estaremos reprimidos por los límites de nuestro pasado y nada nos detiene para alcanzar nuestros sueños.

Les propongo e invito a enfrentar los temores limitantes de esta manera, y verán que poco a poco se renovarán las formas de abrazar la vida. Puedo entregarles más herramientas para profundizar, pero este es un buen paso para comenzar.

“Yendo mas alla del miedo”- Diario Los Andes – losandes.com.ar – Argentina, Julio 2011

Pin It on Pinterest

Share This