was successfully added to your cart.

Nuestras relaciones son el reflejo de nuestro espejo

By 15 Julio, 2015Artículos

En realidad siempre me preguntás por tus relaciones, me contás los problemas, que el otro hace esto, o no hace aquello, o que esto otro te hace sentir así o asá. En realidad solo estás en pareja con vos mismo, y sí, ya sé, me dirás “¡De ninguna manera! ¡yo no soy así!” – y tenés la lista de cómo eso no te gusta y de que vos no sos así.

Pero veamos, sin apurarnos tanto en negarlo: así como el otro es, ¿qué te hace sentir? ¿Cuál es el juicio que tenés internamente respecto a que sea así?

Hay algo seguro: si no te gusta lo que ves externamente, tenés que removerlo en lo interno, y entonces el espejo cambia, y de pronto crearás un espejo diferente, un espejo amoroso, una vez que comenzás a amarte a vos misma. No necesariamente quiere decir que cambiés de pareja, no, quiere decir que ahora hay espacio para cambiar, el otro cambiará porque yo cambié.

Pin It on Pinterest

Share This